Bardos - Poietés
Francesco Simonelli

 

Vi la ciudad resplandeciente Donde nace la lengua Aquella remota música Acude otra vez A la fuente A la sed del pájaro No la cuerda Ni el pulso sabio Otra es la armonía Encanto secreto Analogía velada Del mundo hermano............- Fotografía enero 2002 Peñafiel ® YK para Bardos

Profecía
Vi la ciudad resplandeciente
Vi la ciudad resplandeciente Donde nace la lengua Aquella remota música Acude otra vez A la fuente A la sed del pájaro No la cuerda Ni el pulso sabio Otra es la armonía Encanto secreto Analogía velada Del mundo hermano............- Fotografía enero 2002 Peñafiel ® YK para BardosDonde nace la lengua
Aquella remota música
Acude otra vez
          A la fuente
          A la sed del pájaro
No la cuerda
Ni el pulso sabio
Otra es la armonía
Encanto secreto
Analogía velada
Del mundo hermano
Porque se inaugura
Sobre la piedra 
Un sacrificio consuma el pilar
La rama el cielo besa
Y la raíz al agua
Eso del medio es el hombre
Esta su casa de betún y barro
    La galería
    Aquel  oráculo
    Aunque cristal
    O férreo esqueleto
    Eternos avatares
    Idénticos pasos
    Materia la lengua
    Orden la música
             Piedra
    Casi espectáculo
              Si los amantes y el amor
                     entonces ciudad
Diamante
Lo estiras
suena
una vez
y otra
Te anuda
            lo duro
descansas
    zozobras
        recuerdas
deseas otro lugar
mientras pules
sin brillo
                aristas



Picture
Miente hoja la ventana
miente gozne la huella
¿es un zapato?
¿tiene cordones una casa vacía?
Todo con tus ojos se dibuja
menos el labio
Donna
Ella
salvaría
este minuto

digo
    es un decir

Ya no espero milagros en los neones

Una vez canté furioso a la luna.
Ahora la roca calla.
Mareas la circundan, estoy sordo, he olvidado el instinto.
Con tendones azogados trenza la uña fiebre de palabra.
El poniente cruje amarillo.
Llega lo oscuro sin olor, el viento borra filigranas.
No hay cordel ni saliente.
Asalta madejas la mano, hoguera al sobrevuelo.
Tentación de barrote esta sorda señal.
Apago el aullido.

Francesco Simonelli
Ya no espero milagros en los neones. Una vez canté furioso a la luna...... Francesco Simonelli
Francesco gracias por todo lo que compartiste
con tus amigos/as
Deseamos que donde estés ... seas feliz ...
Te echamos de menos... cada día más.
Siempre en nuestro corazón tu letra, tu presencia
Tu poesía, tu gran corazón.
Julio 31, 2004

Página en constante creatividad

Directo al Corazón Siguiente